Ir al contenido principal

El viaje de la familia panda, del Zoo de Madrid a Chengdu en vuelo directo con todas las comodidades

 Los cinco osos panda viajarán acompañados de uno de sus cuidadores y un veterinario.

Irán provistos de 100 kilos de bambú, 100 litros de agua mineral, pienso “leaf-eater” específico para pandas y 20 kilos de su fruta favorita, la manzana.

Caja transporte pandas

Madrid, 29 de febrero de 2024.  La familia de osos panda de Zoo Aquarium de Madrid formada por la pareja Hua Zui Ba (20) y Bing Xing (23), los gemelos You You y Jiu Jiu (2) y su hermana mayor Chulina (7), emprenderán el viaje de regreso a la Base de Cría del Panda Gigante de Chengdu este jueves 29 de febrero. El vuelo de carga de la compañía Air China será directo, con una duración estimada de unas 11 horas. En él viajarán dos de sus cuidadores del Zoo y un veterinario de Chengdu.

Desde el Zoo de Madrid hasta el aeropuerto de Barajas, la familia de cinco pandas gigantes se trasladará en dos camiones articulados de 22 metros y un tercer vehículo destinado al bambú y el agua. En este traslado hasta el aeropuerto irán escoltados por patrullas de la Guardia Civil y Policía Municipal.

Antes del despegue, se pondrá en marcha una rigurosa operativa de coordinación y seguridad en Zoo Aquarium de Madrid que comenzará, a primera hora de la mañana, con el entrenamiento voluntario y acceso a las cinco cajas de transporte que el equipo de conservación y sus cuidadores vienen practicando desde hace meses para que formen parte de su rutina diaria. “Las cajas se parecen mucho a una zona que tenemos en la instalación que es la báscula por la que pasan a diario e incluso Hua Zui Ba duerme dentro de una de las que están en la pradera, donde se encuentra más cómoda”, explica Rebeca Ortega, una de las cuidadoras que les acompañará en este viaje.

Los entrenamientos con fines veterinarios mediante refuerzo positivo, juegos y alimentación que se realizan en el Zoo, de forma habitual, para controles rutinarios y bienestar animal han facilitado considerablemente esta fase de preparación para que los animales viajen tranquilamente, junto a la voz conocida de sus cuidadores que les alimentarán durante el viaje y permanecerán con ellos unos días en Chengdu. Por su parte, los técnicos chinos procedentes de la Base de Chengdú llegaron al Zoo de Madrid con antelación para poder familiarizarse con los pandas gigantes y también acompañarán a los pandas de vuelta a China junto al equipo del Zoo.

Las cajas de transporte han sido personalizadas con los nombres e imagen de cada uno de los cinco pandas y fabricadas en acero inoxidable reforzado, siguiendo las directrices aéreas marcadas por la IATA (Asociación Internacional de Transporte Aéreo) para esta especie en cuestiones de seguridad y bienestar animal. Estas cajas cuentan con unas dimensiones aproximadas de 180 centímetros de largo, 120 de ancho, 107 de altura y un peso de unos 100 kilos. Revestidas de una malla, una rejilla trasera de seguridad y una puerta delantera para la salida del animal, cuentan además con una estructura fija para los alimentos y un recipiente para el agua.

Durante el viaje contarán con 100 kilos de bambú frescos repartidos en contenedores, 60 litros de agua mineral envasada en botellas de 5 litros, pienso leaf-eater específico para pandas a base de hojas de diferentes plantas y unos 6 kilos de manzana.

Preparación sanitaria para el viaje

El proceso de preparación sanitaria para el regreso de los pandas también ha sido meticulosamente planificado durante meses. La fase sanitaria ha incluido una cuarentena, así como controles sanitarios para cumplir con las regulaciones tanto de España como de China. “Un mes antes, la instalación se limita con accesos restringidos y realizamos diversas pruebas sanitarias para certificar su buen estado de salud con analíticas de sangre y diversas pruebas oficiales con tratamientos antiparasitarios. Hasta en eso, han colaborado voluntariamente”, señala la veterinaria del Zoo, Eva Martínez.

Una vez en Chengdu, estarán bajo observación para asegurar que están bien y comen con normalidad. Una nueva etapa de adaptación en la que les acompañará el personal del Zoo de Madrid durante unos días para intercambiar su experiencia en la cría y cuidado de los pandas gigantes junto con el equipo de la base de Chengdu.

Para la llegada de una nueva pareja de pandas gigantes a Madrid, habrá que esperar unos meses durante los cuales se trabajará en la renovación y mejora de estas instalaciones para su nuevo uso en un futuro a corto plazo. Una bienvenida, por todo lo alto, para que Madrid vuelva a ser el gran hogar del oso panda gigante.

Comentarios

Quizás le interese:

Top del mes

¿Qué ocurre con Magnus Colossus de Terra Mítica?

Comienzan los primeros acercamientos entre el macho y la hembra de perezoso de Terra Natura Benidorm

El Oceanogràfic de València amplía horarios y experiencias para Semana Santa

Sendaviva comienza la 21ª temporada abriendo cinco días seguidos en Semana Santa